lunes, 31 de diciembre de 2012

Goethe



FRASES



Johann Wolfgang von Goethe, retrato por Julius Sebbers - 1826

Johann Wolfgang von Goethe ( 28 de agosto de 1749, en Fráncfort del Meno, Hesse, Alemania – 22 de marzo de 1832, en Weimar, Turingia, Alemania) fue un poeta, novelista, dramaturgo y científico alemán que ayudó a fundar el romanticismo, movimiento al que influenció profundamente. En palabras de George Eliot fue "el más grande hombre de letras alemán... y el último verdadero hombre universal que caminó sobre la tierra". Su obra, que abarca géneros como la novela, la poesía lírica, el drama e incluso controvertidos tratados científicos, dejó una profunda huella en importantes escritores, compositores, pensadores y artistas posteriores, siendo incalculable en la filosofía alemana posterior y constante fuente de inspiración para todo tipo de obras. 

--------------



  El que quiera tener razón y habla solo, de seguro logrará su objetivo. 
( dedicado con cariño a mi mujer )


Todo lo transitorio es sólo una imagen.


Una vida sin propósito es una muerte prematura.


En la contención es donde primero se muestra el Maestro.


Ni aun el genio más grande iría muy allá si tuviera que sacarlo todo de su propio interior.


Puedo comprometerme hasta a ser sincero; 
pero no me exijáis que me comprometa a ser imparcial.


Nadie concede a los demás el derecho a equivocarse.


El día es excesivamente largo para quien no lo sabe apreciar y emplear.


La filosofía muchas veces no reporta nada, pero ahorra mucho.


Obrar es fácil, pensar es difícil; obrar según se piensa es aún más difícil.


¡Cómo te pareces al agua, alma del hombre! 
¡Cómo te pareces al viento, destino del hombre!.


Muchos hombres no se equivocan jamás porque no se proponen nada razonable. 


Se ha visto acabar mal las cosas más razonables y bien las más absurdas.


Sólo nuestro corazón labra su felicidad o su desventura.


El niño es realista; el muchacho, idealista; el hombre, escéptico, y el viejo, místico.


Nadie es más esclavo que el que se tiene por libre sin serlo.


El aire hace al águila.


No basta saber, se debe también aplicar; 
no es suficiente querer, se debe también hacer.


La creencia no es el principio, sino el fin de todo conocimiento.





No hay comentarios:

Publicar un comentario