viernes, 14 de septiembre de 2012

Angel Otero





Angel Otero en pleno  proceso de composición visual


Lo mejor que le puede suceder a uno en su vida es divertirse y pasárselo bien haciendo su principal actividad o dedicación. Esta persona habrá conseguido alcanzar un altísimo porcentaje de felicidad. Las que tienen la inquietud o necesidad de encontrar ese vinculo de comunicación a traves de cualquier actividad " artística " dudo mucho que lo consigan si son honestos. Desnudarse del todo ante los demás y ante uno mismo solo algunos iluminados místicos lo han conseguido. Es cuando se consigue sintonizar la auténtica esencia del ser humano que es única y universal en todos, cuando la felicidad se completa.

La primera selección de obras que pongo de Angel Otero, en mi modesta opinión, creo que se lo ha pasado estupendamente, un juego creado por él y para él. El alquimista fundiendo y aleando metales despreocupadamente ( con buena e inocente intención ) a ver si suena la flauta por casualidad y alcanza la inmortalidad. Busqueda infructuosa.

La segunda selección es un juego más participativo, pues las reglas del mismo están más o menos definidas, no se trata de ganar, sino de participar acompañados, sea de emociones, o recuerdos distantes de las mismas. Quizá los dados no nos den al principio los puntos necesarios, pero disponemos de ellos y del tablero, se nos invita a involucrarnos.

La simple abstracción de color y textura puede llegar a ser una imagen deslumbrante, evocadora, acertadisima o intencionada combinación de color, etc..., pero no deja de ser abstracta si no hay el más minimo indício figurativo. Y no lo puedo demostrar, pero pienso que la naturaleza y por defecto nuestro cerebro no son abstracciones. Ahí estriba la dificultad de comunicación, si es lo que uno pretende.
JL.Coral




PRIMERA SELECCION
( y la obra más reciente )










































































SEGUNDA SELECCION
( la considero más interesante por la dificultad que conlleva )  





















































Angel Otero (nacido en San Juan, Puerto Rico, 1981) es un compositor visual procesador de pintura.La obra de Otero se caracteriza por un interés en la historia personal, abstracción expresionista y tradiciones pictóricas del barroco español. Vive y trabaja en Brooklyn pero divide su tiempo entre Nueva York y Chicago. Está representado por Lehmann Maupin Galería en Nueva York y Kavi Gupta en Chicago.

Otero nació y se crió en Santurce en San Juan Puerto Rico. A la edad de 24 años, Otero se trasladó a Chicago a ganar un Master de Bellas Artes de la escuela del Art Institute de Chicago.

Otero crea "pieles de aceite", creadas a partir de pintura viertida sobre vidrio y despegado en hojas después de que se seque. Estas pieles son luego injertadas sobre lienzo o la escultura de la artista. Otero combina con otros materiales como resina, pintura en aerosol y silicona. Pinturas pequeñas y gran escala se crean utilizando este método.

Otero ha exhibido internacionalmente en exposiciones individuales y colectivas. En 2011 tendrá su primera exposición individual, titulada Memento, en Lehmann Maupin Gallery en Nueva York. Otero ha mostrado su obra en exposiciones individuales en el Centro Cultural de Chicago (2010), Kavi Gupta (2009), la Galería de taller de arte contemporáneo (2008) y la Union League Club de Chicago (2008). También tomará parte en la exposición colectiva de los archivos de la calle de Files/The [S] en VI Bienal de El Museo, que tendrá lugar en 2011 en El Museo del Barrio en Nueva York. Exposiciones de grupo de Otero incluyen Misericordia comisariada por Birte Kleeman, Prism, Los Ángeles (2010); Tocado, Lehmann Maupin Gallery (2010); Constelaciones: Pinturas de la colección de MCA, Museo de arte contemporáneo, Chicago (2009); Nueva ola comisariada por Christian Viveros-Faune, Galería Leyendecker, España (2008). Otero participó en Art Basel Miami Beach y The Armory Show, ambas en 2010. En el año anterior, fue galardonado con la beca de Leonore Annenberg en las artes visuales y escénicas








No hay comentarios:

Publicar un comentario